miércoles, 24 de abril de 2013

Cuando tengas enfermedades del corazón

En el Nombre de Allah,
el Misericordioso, el Compasivo

Khalipha Lokman Effendi


BismillahirRahmanirRahim

LOS REMEDIOS PARA LAS ENFERMEDADES DEL CORAZÓN


Pregunta: Se siente como si Allah me ha puesto en este camino de dificultades y Él no cambia (la situación). Me asusta tener esta mentalidad porque sé que esto puede crecer y convertirse en algo serio, no sólo no estar a gusto con Allah sino más aún ser un amargado, lo que finalmente termina en rebelión. No me gusta y realmente estoy preocupado por esto. Es como una enfermedad. ¿Qué se puede hacer en una situación así?

Respuesta:

Bien. Sí, eso está bien. Es bueno. La primera cosa que un hombre debe saber es que está enfermo. Si tú sabes que estás enfermo, entonces vas a buscar una cura. Hay tantos que no saben que están enfermos.

Hay muchos que piensan que tienen fe. Les gustan algunas de las cosas que Allah les ha dado, no les gustan otras. Cuando Allah les da algo les gusta, cuando Allah no les da se disgustan, se ponen muy enojados, se ponen muy rebeldes. Sí. Pero ellos no saben que están enfermos. Ellos siguen pensando que son los mejores de los creyentes, los mejores de los musulmanes.

No es así. Estamos enfermos. Estamos todos enfermos. Tenemos una enfermedad espiritual extraña. Todos nosotros. Eh, cuando estás enfermo, 
¿Qué es lo que tienes que hacer?

Encontrar un doctor.

Si estás enfermo tienes que encontrar un doctor. Ahora nos movemos desde el principio en que tú reconoces que estás enfermo. No te puedes quedar estancado en esa estación y sólo seguir diciéndote: “Sí, estoy enfermo, estoy tan enfermo. Tan, tan enfermo. Todos los días estoy enfermo. Estoy enfermo … estoy enfermo”.

No. No te quedes atascado con eso.

“No sé lo que voy a hacer. ¿Por qué esta enfermedad? Estoy enfermo, estoy enfermo…”

No.  No se queden con eso.  No te detengas. Shaytan va a hacer que te quedes con eso. Tú aún tienes fe. Entonces, ¿qué está enfermo?

Tu fe está enferma, ¿correcto?

Por tanto tienes que hallar a un doctor del corazón.

Un doctor del corazón va a realizar una cirugía de bypass para hacer que tú estés bien.  Para eso definitivamente no puedes ir donde los eruditos para que lo hagan, ellos no tienen tiempo para ti. Tienes que pagar dinero para asistir a una convención, ¿tú piensas que asistiendo a una convención te van a dar un tratamiento espiritual? (Porque esta es una enfermedad espiritual).

¿Puedes asistir a una convención de médicos para curarte?

No puedes.

Conferencias, ¿los doctores tienen conferencias, correcto? Anda y siéntate con ellos. ¿Ellos te van a dar una cura?

Ellos no pueden darte una cura. Entonces, si es una enfermedad espiritual, tienes que encontrar un Doctor espiritual. Sí, ellos están allá afuera.  Allah nunca nos deja solos.  Allah nos envió al santo Profeta (asws) 1,400 años atrás y él aún está con nosotros.  Él aún está dentro de nosotros.  Está alrededor de nosotros. El Profeta (asws) es Hazir y Nazir  (1). Él está en todos lados (2) y siempre está advirtiéndonos y siempre está dándonos las buenas nuevas (3).

Sí, y nosotros necesitamos conectarnos a él.  Pero no lo podemos ver, sin duda es porque estamos en esta forma física. Pero Allah swt no nos dejó solos. Nunca nos ha dejado. Nosotros hemos dejado a Allah.  Allah es más cercano a nosotros que nuestra vena yugular, nosotros estamos muy lejos de Allah.

Allah envió ayuda. Allah envió misericordia. Allah envió. Incluso si Allah no hubiese enviado Awliya Allah (santos), incluso si Allah no hubiese enviado a los Salihin, incluso si Allah no hubiese enviado a los Sahaba Kiram, incluso si Allah no hubiese enviado al Profeta (saaws), sólo con tu inteligencia, serías capaz de encontrar a Allah. Sólo con tu inteligencia, tu corazón, serías capaz de encontrar a Allah siempre y cuando seas sincero. Sincero y haciendo un montón de trabajo para sacar todo afuera, no estar en negación. Para ser sincero.

Ahora, la misericordia está llegando de todas partes. Porque tú estás aquí, estás viendo, estás escuchando algo que estamos diciendo, que nosotros escuchamos de nuestro Sheij y quizás eso va a ser una cura. Es definitivamente una cura para todos, pero depende de si el paciente lo va a tomar o no.

Tú no puedes obligar al paciente a tomar la medicina y decir al paciente: “esta  medicina es la mejor de las medicinas”

Tú no puedes amarrar al paciente y forzarlo a tomar el medicamento. El cuerpo va a empezar a rechazarlo además porque ésta no es la forma de la medicación espiritual, ni de la cura espiritual.

No hay coacción en la religión. Tú tienes que entender por ti mismo eso y tomar el primer paso, encontrar tu mismo un Sheij.

Tú estás enfermo, no entiendes, estás molesto, piensas que no puedes cambiar … encuentra un Sheij.





No vayas a buscar en la filosofía. No busques en los talk shows.

No vayas a leer libros que han sido escritos especialmente por no creyentes. No importa mucho ahora creyentes, no creyentes, todo esto no te va a dar ningún beneficio.

Es tu espíritu. El espíritu que tienes está enfermo. El espíritu que tienes no puede encontrar cura en nada, libros, en ningún lado. Porque el espíritu que tú tienes es el único que Allah swt ha creado que es para ti. Nunca antes y nunca después Allah va a hacer una réplica para decir hay otro como tú.

Y Allah ha creado un maestro. Un maestro que tiene la llave para ti. El maestro de todos los maestros es el santo Profeta (asws), pero él tiene sus herederos y sus representantes de los que él dice “tal como los alims de mis naciones”, el Santo Profeta (asws) dice que los eruditos, aquellos con conocimiento, alims, con verdadero conocimiento, (esto es) marifat, marifatullah, “aquellos con ese conocimiento serán como los Profetas de Bani Israel y ellos tendrán gente a su alrededor tal como el Profeta, ellos hacen. Y ellos van a dar consejo y con ellos vas a encontrarte a salvo”.

Así que esas llaves se dan a aquellos, a los maestros, a los herederos.

Encuentra uno. De lo contrario, como Hazreti Mawlana Rumi (qs) dice: “un viaje que se supone te tomara un año, te tomará toda tu vida”.

¿Por qué?

Porque no tienes un guía. No tienes un doctor. No tienes a nadie.  Sólo tienes tu ego, tu inteligencia que dice: “yo puedo pensar, yo puedo preguntar”.

Así pues cúrate a ti mismo. El hombre sabe conocimiento mundano, sabiduría mundana, (pero) el hombre sabe que no puede hacer nada por sí mismo, ¿verdad?

“Estoy enfermo. No me puedo curar a mí mismo. Tengo que encontrar a un doctor. Tengo que encontrar la medicina”.

[Por ejemplo, cuando se dice] “Quiero ser alguien”. No puedo decir solamente quiero y ya ocurre. Huhh, tienes que  ir a la escuela, tienes que ir por entrenamiento tantas veces, la gente además falla, incluso si lo hace sinceramente. Pero cuando se trata de religión, cuando se trata de espiritualidad, cuando se trata de Allah es tan barato lo que hacen.

“No, yo estoy directamente conectado con Allah. No, no tengo que seguir a nadie. No, yo no tengo que hacer ningún esfuerzo por soy solo yo y Allah”.

Pero Allah está diciendo: “Seguid a los que no piden nada. Ellos están en la estación a salvo”, Sura Yasin.

Sigue a aquellos, es una orden, que no piden nada.

Significa el Sheij, quiere decir aquellos que son Murshids, que te están guiando. Ellos no te piden nada a cambio. Ellos no te están pidiendo nada, mundano o no. Es decir, aquellos que te están pidiendo algo a cambio, pon una gran señal de interrogación. Ese no es un Murshid.

No significa ahora que es un Murshid, sólo porque tenga cientos o miles de personas. Si, tal vez es un Murshid, pero no te va a dar Irshad (guía inspirada), el no te va dar guía a los paraísos. Tal vez el va a darle guía a tu ego, y el destino del ego está atado al infierno.

Sí. Pregunta a aquellos que no te piden nada a cambio. Sigue a aquellos. Estate con ellos. Estate con los Salihin. De otra forma vas a estar en un gran problema. Es una orden.

Tú vas a encontrar a aquellos, vas a estar con ellos, vas a seguirlos y ellos ya están en una estación a salvo. Así que aquellos que piden por algo, un gran signo de interrogación ahí, eso significa que quieren algo de ti, significa que no están diciendo y no creen que “Allah es suficiente para ellos”, HasbunAllah wa ni amal Wakil”

Alhamdulillah. Tenemos todo, alhamdulillah. Sheij Efendi tiene más que provisión suficiente para nosotros. Y tenemos paz en nuestro corazón. Eso es lo más importante.




Así que mi sugerencia para ti, no doy consejo, el Profeta da consejo. No doy sohbet, Sheij Efendi da Sohbets, yo sugiero un par de cosas para ti, y eso es para que encuentres tu mismo un guía.

En estos tiempos no verás muchos. Ellos no tienen tiempo para ti tampoco. Especialmente aquellos que tienen cientos y miles, millones de seguidores. ¿Tú piensas que tienen tiempo? ¿Que se sientan y te dan explicaciones como ésta?

Quizás ellos pidan un pago, claro, si yo soy un abogado calificado mi precio es trescientos dólares la hora, ¿verdad? O media hora, ellos piden mucho dinero. Así que éste está pensando: “bueno, yo soy un Sheij, soy un Imam. La gente quiere mi consejo. Mis palabras son muy importantes. Así que para darles valor, tengo que poner algo de dinero en ellas también.  Sólo para mostrar valor.

No, no es así.

Que te vaya bien.  Estamos orando para que inshAllah Rahman encuentres a alguien. En este punto, encuentra a cualquiera. No importa, porque estás enfermo. Nosotros seguimos a nuestro Sheij. Es el único que podemos recomendar encarecidamente.

Pero tú eres libre de encontrar otros Sheijs, otros doctores, doctores espirituales, otros doctores del corazón también. Sigue a ese sinceramente. InshAllah, algún día, te encontrarás en torno a nosotros también.

SelamAleykum warahmatullah

Sohbet por Hoja Lokman Effendi

25 de octubre 2012

------------

NOTAS:

(1) Hazir y Nazir:

Es decir, como un favor especial de Allah, el Rasul (saaws) puede conocer nuestras acciones –hay un conocido hadiz que indica que éstas le son presentadas los viernes- u otros acontecimientos cualesquiera de la Creación de Allah (swt), en una extensión de conocimiento que escapa a nuestro alcance concebir, y puede asimismo con el permiso de Allah transportarse espiritualmente a cualquier lugar o lugares a la vez que Allah le facilite, en una extensión que escapa a nuestro alcance concebir, sin dejar la conexión con su bendito lugar de descanso en Medina, y de hecho este favor de Allah le provee a lo largo del tiempo con un conocimiento extenso –el más extenso que tiene cualquier ser creado por Allah- de primera mano en una extensión conocida sólo por Allah.

Significa la posibilidad de tener un conocimiento o presencia específica extraordinariamente amplias en una medida que sólo conoce Allah, por la gracia exclusiva de Allah, con el límite que quiera Allah el Todopoderoso. 

Para Allah no es difícil ni imposible, como ha sido experimentado por muchos de los awliya en nuestra historia, que en un momento específico Allah abra para el conocimiento de un siervo escogido sonidos múltiples lejanos y cercanos, detalles de objetos o personas cercanos o lejanos a la vez, como si se los viera en la palma de la mano, en una visión y conocimiento extenso que abarca incluso múltiples valles, países, continentes o hasta extensiones mucho mayores a la vez, por el Poder exclusivo de Allah y de nadie más que Él, glorificado Sea.  Para Allah nada de eso es más que mostrar un átomo ínfimo de una gota pequeña de los Reinos de su Creación y de los Universos que Él constantemente crea. 

Y aun así, ante estas muestras del favor milagroso de Allah con los más favorecidos de entre sus Awliya cuando así Allah lo quiere, nadie de los awliya con todo puede atreverse a concebir cuánto o cómo exactamente Allah privilegie extraordinariamente por encima de ello en más y más a su siervo más amado, el Mensajero Muhammad, la bendición y la paz de Dios sean sobre él, cuyo rango entre los Profetas y los Awliya, como es conocido, es insuperable y que recibe siempre nuevo Favor de su Señor.

Y así como es conocido que el rango del Mensajero (saaws) es el más alto dentro de la Creación, así también es conocido que, en comparación al conocimiento de Allah, el Mensajero (saaws), como siervo de un Señor Todopoderoso y Omnisciente, Único, recibe una gota pequeña y siempre finita en relación a un Océano Infinito e Inabarcable, Incognoscible en su totalidad, como es el del Conocimiento Exclusivo de Allah, azza wa jal, toda la gloria es para Allah.

(2)  “En todos lados”, a modo de generalización y énfasis de la posibilidad de que conozca lo que ocurre.  Y también es cierto que en todos los lugares de la Creación está una porción de su luz (no él mismo como personalidad), conforme al conocido hadiz que enseña que Allah primero creó la luz del Rasul (saaws) y Allah hizo después con partes de esa luz el resto de las obras de la Creación Divina.

(3) A través de los siervos selectos que han descorrido el velo de su corazón y reciben contacto con él (saaws) en cada generación.




1 comentario:

  1. BRR.
    MashAllah gracias hermano, por este sohbet en lengua castellana.
    He pasado unos dias muy dificiles, espiritualmente o emocionalmente hablando y leer estas palabras me ayuda mas a reencauzarme.
    Alhamdulillah a traves de estos momentos "oscuros" se puede
    llegar con claridad a la coclusión que el mejor lugar donde existir es agarradose bien fuerte a la cuerda de Allah...
    Los pasos estrechos finalmente sirven para dejar atras y diriamos renacer...
    MRS
    Salam.

    ResponderEliminar