miércoles, 31 de marzo de 2010

La prohibición de fumar en el Islam: un descubrimiento reciente nos advierte



Una persona que había tomado recientemente el Islam se acercó donde Mawlana y le dijo que ya estaba haciendo las oraciones diarias, el ayuno y que había dejado de lado la mayor parte de las acciones prohibidas, pero que sin embargo seguía fumando.

Mawlana Shaykh Nazim le dijo:

"Allah el Todopoderoso dice en el Sagrado Corán: "Oh Mi gente, puede que consideres un asunto como algo que no tiene consecuencias, pero [ése asunto] ante Mi Vista puede ser de una inmensa consecuencia y gravedad".  Hoy en día fumar cigarrillos es a los ojos de los musulmanes un pequeño vicio, pero a la Vista de Allah el Todopoderoso es una debilidad fatal en un creyente; es como un pequeño hoyo a través del cual puede entrar un ladrón.  Ahora acabas de cerrar la puerta a los pecados graves que disgustan más a Allah el Todopoderoso, pero qué bien tiene mientras ese hoyo permanezca allí?

Lo mismo podrías dejar esa puerta completamente abierta ... Quizás puedas decir: "Pero si es una puerta gruesa hecha de roble y la he cerrado firmemente y le he puesto llave, ¿qué diferencia puede hacer un pequeño hoyo?  No importa".

Di que no importa una vez que el ladrón ha abierto toda la amplia puerta insertando un alabre a través del hoyo y se ha escapado con tu tesoro".

[Del libro de compilación de charlas y sohbets de Mawlana Shaykh Nazim: Océanos de Misericordia - Fuentes Divinas (Mercy Oceans, Divine Sources)]

Fumar está prohibido (haram) en el Islam.  Como dicen Mawlana y Shaykh Effendi, hoy hay incluso eruditos islámicos que dicen otra cosa, pero sus ojos están ciegos.

Escuchamos decir una vez a Shaykh Effendi:

"Tantas clases de males vienen con el cigarro.  Pero la gente discute en relación a ello [en relación a si está prohibido, a si es haram o no], empezando por los mismos eruditos.

Los eruditos que dicen otra cosa muestran que no tienen una conexión con lo Alto, de ahí su ceguera en este asunto.  Nada más.  El cigarro es un tipo de cadena que ha puesto el Shaytan sobre la Ummah hoy en día para mantenerla en desgracia".

"E incluso hay gente que dice ser muy espiritual y que fuma. Bahh, si no eres capaz de controlar ese pequeño acto, de aplicar a ese acto tu fuerza de voluntad, podrás decir lo que sea de ti mismo pero no importa, eso muestra que no tienes fuerza contra tu ego, que sigues siendo esclavo de tu ego.

Sépanlo todos con toda claridad: cada vez que alguien fuma, como nos dice nuestro GranShaykh [Mawlana], estás poniendo un órgano del cuerpo del Shaytan directamente en tu boca.  Ha.  Así es.  Recuérdalo bien la próxima vez que quieras fumar, o que quieras decirme: 'yo soy esto, soy lo otro'".

Sobre este tema, a continuación, presentamos la información respecto a un estudio que confirma efectos negativos insospechados ocasionados por el acto de fumar.


* * *

Fumar durante el embarazo aumenta de manera significativa el riesgo de tener hijos con problemas de conducta.

FUENTE: JOURNAL OF EPIDEMIOLOGY AND COMMUNITY HEALTH. 2009 NOV

Un estudio publicado en el 'Journal of Epidemiology and Community Health' indica que fumar durante el embarazo aumenta de manera significativa el riesgo de tener hijos con problemas de conducta que se manifiestan a edades tan tempranas como los 3 años.

Aunque investigaciones previas habían demostrado riesgos significativos para los varones en edad escolar, los autores afirman que es la primera vez que se prueba la relación entre el tabaquismo en el embarazo y los roblemas en niñas y niños de 3 años.

Los autores realizaron un análisis de más de 14.000 madres y de sus hijos nacidos entre 2000 y 2001 en el Reino Unido. A las madres se las clasificó entre 'fumadoras moderadas' y 'grandes fumadoras', según el número de cigarrillos que consumían al día, y se les pidió que valoraran el comportamiento de sus hijos de 3 años a partir de un cuestionario psicológico que se emplea para detectar trastornos como la hiperactividad y el déficit de atención.

Los problemas de conducta se valoraron en función de las respuestas dadas a preguntas sobre el carácter del menor, la frecuencia con la que se peleaba, la indisciplina con respecto a los adultos y el acoso a otros niños de la misma edad.

Lo mismo se hizo con respecto a la hiperactividad y los problemas de atención y concentración, para lo que se tomaron en cuenta las percepciones de las madres sobre su grado de agitación y/o tranquilidad.

Tras tener en cuenta otros factores que podían influir en los resultados, como la edad de la madre durante el embarazo, su nivel educativo, su estatus socioeconómico y la estabilidad familiar, se concluyó que los hijos de mujeres que fumaron mucho durante la gestación presentaban con más frecuencia los problemas citados.

Los niños de las 'grandes fumadoras' tenían el doble de probabilidad de tener problemas de conducta y, en el caso de los de las 'fumadoras moderadas' (las que consumían menos de diez cigarrillos al día), aumentaban en un 80% los casos de hiperactividad y déficit de atención.

Los autores del estudio subrayaron los graves perjuicios que el consumo de tabaco puede causar en la estructura de desarrollo y en la función cerebral del feto y pusieron de relieve que, por razones que se desconocen, los niños resultan más susceptibles al 'asalto químico' de la nicotina que las niñas. Esto explicaría, afirmaron, por qué los problemas de conducta se dan con más frecuencia en los varones que en las mujeres.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario