jueves, 18 de junio de 2015

Ayuno, Fe y Paciencia

En el Nombre de Allah,
el Misericordioso, el Compasivo

Sheykh Effendi con un dátil en Ramadán

Ramadán: Ayuno, Fe y Paciencia



Bismillahi Rahmani Rahim


Alhamdulillah. Astaghfirullah, Astaghfirullah. Shukkur, Ya Rabbi. Estamos pidiendo perdón y agradecemos a nuestro Señor que nos ha permitido, nos ha concedido y nos ha dado salud para alcanzar este Sagrado mes. Insha’Allah ar-Rahman le daremos el correcto trato a este mes, de la forma en la que se supone que debería ser tratado.

El Santo Profeta (asws) nos dice ‘cada buena acción que hagas, Allah swt te da por lo menos diez veces la recompensa por toda buena acción. Del ayuno, Allah swt no me ha dejado ver qué clase de recompensa Le está dando a quienes ayunan, a quienes guardan las órdenes de Allah swt’.

Creyentes, aquellos que están ayunando, el Santo Profeta les dice: tienen dos cosas por las que deben estar muy felices. La primera de ellas cuando rompen el ayuno y la segunda en el Día del Juicio. La gente que está ayunando y quienes que no está ayunando serán separados cuando llegue el Juicio. Para la gente que está ayunando, la pregunta y la orden que se les dará: “Entren al Paraíso por la puerta que deseen.”

Existen muchos Hadices en los que el Santo Profeta (asws) habla sobre el ayuno. Sin embargo, el ayuno es de dos formas. Una es la del ser animal que está ayunando, el común de la gente lo hace, ellos no comen, no beben y no tiene relaciones sexuales. Pero en el verdadero ayuno debemos ayunar con nuestros ojos, nuestros oídos, nuestras lenguas, nuestras manos, nuestras piernas. No debemos mirar, ver, observar lo que es prohibido. Si lo ves, debes apartar la mirada [inmediatamente]. No debes usar la lengua para hablar lo incorrecto. No debes usar los oídos para escuchar lo incorrecto. No debes tocar, no debes ir a los lugares incorrectos.

Lo más importante cuando estás ayunando y llega el tiempo para romper el ayuno, debes tener cuidado si esto [con lo que romperás el ayuno] está viniendo de lo halal o si está viniendo de lo haram. Millones de personas hoy en día no le prestan atención a esto. Y eso es el ayuno del ser animal solamente. Tal vez por esto haya un poco de recompensa. Pero esto no hace que el hombre alcance su estación [espiritual].

El [verdadero] ayuno se le ha dado al hombre para que alcance la estación de los Ángeles. Los Ángeles no comen, no beben, ni necesitan de ningún asunto sexual. Allah swt lo está haciendo fácil para los creyentes diciendo: durante este mes las puertas del Paraíso estarán abiertas y las puertas del Infierno estarán cerradas. El shaytan será puesto en cadenas. Así será más fácil para los creyentes durante este tiempo que hagan cosas [buenas]. Pero el ego está allí. Y hoy la gran mayoría de las personas viven según su ego.

Este es el mes de Ramadán. El Santo Profeta (asws) está diciendo: la fe, la mitad de la fe es la paciencia. Si la fe tiene cien estaciones, la mitad de éstas, cincuenta estaciones es ser paciente, es aprender a ser paciente. Si la persona tiene paciencia en un cincuenta, sesenta por ciento, entonces su fe es muy fuerte. Si no tiene paciencia, sólo tiene mitad de fe.

Eso es lo que está diciendo el Santo Profeta (asws) “la mitad de la fe es ser paciente”. Y la paciencia, como el Santo Profeta, alaihi salatu wa salam, está diciendo, el ayuno es la mitad de la paciencia. Como el ayuno es la mitad de la paciencia, esto que significa que el ayuno es un cuarto de la fe.

El ayuno separa los creyentes de los incrédulos. Los verdaderos creyentes ayunan. Los que no creen realmente pueden hacer muchas otras cosas, pero cuando se trata del ayuno se engañan y se mienten a sí mismo, a nadie más. Dicen ‘estoy ayunando’, pero no están ayunando. Así que en el Día del Juicio, se ordenará que sean separados aquellos que creen realmente de aquellos que son falsos creyentes.

Debemos mirar lo que estamos haciendo y cómo lo estamos haciendo. ¿Estamos mejorando durante el mes de Ramadán? ¿El mes de Ramadán está haciendo que nos limpiemos, que nos purifiquemos nosotros mismo, que alcancemos la purificación? ¿Estamos dejando de comer y beber para alcanzar una estación más elevada, para alcanzar la estación de los ángeles?

En este mes Allah swt está haciéndolo fácil para los creyentes. Otra rahmat está viniendo por este mes de la paciencia; rahmat, misericordia, todo está viniendo durante este mes. Si estamos sujetando nuestro ego durante este mes, eso es muy bueno. Podemos tener el ego bajo control. Si durante todo el mes de Ramadán lo mantenemos así, entonces después de que Ramadán  haya terminado el ego no se vuelve rebelde tan fácilmente. Si el ego está siendo rebelde contigo, contra tu espíritu, está siendo rebelde contra Allah swt.

El shaytan tiene muchas trampas puestas sobre el hombre, pero el sheytan está encadenado durante el mes de Ramadán. Así que el hombre no podrá señalar con el dedo al sheytan en este tiempo. Es tu ego. Así que no solamente debes concentrarte en que no vamos a comer y beber y en que vamos a apartarnos de los actos sexuales, también debes apartarte de toda clase de malos pensamientos. Si algún mal pensamiento viene a nosotros, es el hawa (deseo); mas a la gente que ha alcanzado una estación elevada, si ellos tienen malos pensamientos durante el tiempo de ayuno, rompen su ayuno y no se les acepta. Es así que cada nivel trae consigo una responsabilidad diferente.

El ayuno se ha dado como una orden para toda la humanidad, para los hijos de Adam, desde Adam (as) hasta Muhammad (asws). Todos los Profetas han ayunado y todos los que han seguido a los Profetas han ayunado. Ayunar es una orden para la cristiandad, ayunar es una orden para el judaísmo, ayunar es una orden para toda religión. Pero no lo están haciendo. Están saltando  [las órdenes que han recibido] de aquí y de allá. Los musulmanes están tratando de hacer hoy lo mismo. No lo hagan. No podemos quitar esto. Allah swt ha puesto esto para nosotros, es una orden, es una obligación que lo hagamos físicamente, espiritualmente, de muchas maneras. Alhamdulillah.

Y el mes de Ramadán también está enseñándonos a ser generosos. Debemos dar por el mes de Ramadán. No solo debo pensar que voy a recibir, sino que también debemos dar sadaqah. Sadaqah e-Fitr, zakat, este es el mes en el que la gente necesitada tiene derecho sobre los demás. Insha’Allah ar-rahman si estamos manteniendo este camino, seremos recompensados muy grandemente. Si no, solamente nos quedaremos con hambre y sed.

Waminallahu Taufiq. Al- Fatiha.
SahibulSaif Sheykh Abd Kerim Effendi (qs) Khalifah de Sultanul Awliya Sheykh Maulana Muhammad Nazim (qs), Osmanli Dergahi NY
Setiembre 15, 2008

Ramadán 5, 1429

No hay comentarios.:

Publicar un comentario